Aparentemente, el uso de mascarilla ha llegado para quedarse, al menos por ahora, durante una